Los problemas prácticos y profesionales obligan a la búsqueda continua de soluciones.

Existen situaciones que requieren un flujo constante de nuevas ideas.

La creación deliberada de nuevas ideas es siempre difícil, y el pensamiento vertical o lógico no ayuda mucho al respecto. En general lo único que hace es esperar que de forma casual y espontánea surja una idea nueva, muchas veces rechazando las que no considere lógicas.

En cambio, el pensamiento lateral divergente, ofrece técnicas especificas para el desarrollo de soluciones creativas, empleando en ocasiones información que nada tiene que ver con la situación que se estudia, así como aplazando la valoración de las ideas hasta que se complete su completo desarrollo, evitando bloquear buenas ideas que en una fase inicial se habían descartado de forma superficial considerándolas erróneas.

Cualquier modo de valorar una situación es solo uno de los muchos modos posibles……………


Objetivos:

– Mejorar los procesos de pensamiento implicados en el análisis de situaciones y problemas.

– Aumentar la creatividad al afrontar las situaciones y problemas bajo un enfoque innovador.

– Generar soluciones creativas de problemas,  mejorar la productividad y  reducir el estrés.

Contenido:

 

– Pensamiento lateral. Aprender a pensar de forma creativa.

– Técnicas de flexibilización del pensamiento.

– Pensamiento deductivo e intuición creativa.

– Formación y creación de nuevas ideas, inteligencia creativa.